¿Por qué implementar el contenido inteligente?

Imagen: Max Griboedov/Shutterstock

Imagen: Max Griboedov/Shutterstock

Uno de los pilares del marketing de contenidos es el contenido inteligente (smart content en inglés), que viene a ser una serie de contenidos adaptativos a las necesidades específicas de los clientes. En esta categoría entran todas las publicaciones que, de cierto modo, “conocen” el comportamiento de los consumidores en los entornos digitales, y responden con contenido u ofertas hechas para ellos.

El contenido inteligente también se actualiza y gracias al conocimiento que tiene de los usuarios, puede presentarse de formas diversas que sean más acordes a lo que busca el consumidor en un momento determinado.

Las ventajas de tener un contenido que corresponda a lo que los consumidores buscan, en realidad entusiasma mucho a los marketeros, porque sus resultados son bastante prometedores. Sin embargo, es importante saber cómo implementarlo para sacar el mayor provecho de sus ventajas. Las razones para empezar a trabajar con contenido inteligente sobran, por eso hicimos una selección de los mejores argumentos para llevar el contenido digital a otro nivel:

Uno de los pilares del marketing de contenidos es el contenido inteligente (smart content en inglés), que viene a ser una serie de contenidos adaptativos a las necesidades específicas de los clientes. En esta categoría entran todas las publicaciones que, de cierto modo, “conocen” el comportamiento de los consumidores en los entornos digitales, y responden con contenido u ofertas hechas para ellos.

Las ventajas de tener un contenido que corresponda a lo que los consumidores buscan, en realidad entusiasma mucho a los marketeros, porque sus resultados son bastante prometedores. Sin embargo, es importante saber cómo implementarlo para sacar el mayor provecho de sus ventajas. Las razones para empezar a trabajar con contenido inteligente sobran, por eso hicimos una selección de los mejores argumentos para llevar el contenido digital a otro nivel:

1.       Adaptabilidad

El contenido inteligente responde naturalmente al formato donde se encuentra, para ser consumido con facilidad. Por ejemplo, en móviles, es posible encontrar textos con la letra ajustada al tamaño ideal de la pantalla, y calls to action más visibles y persuasivos. En pantallas de escritorio la lectura adquiere preponderancia, sin dejar de lado las acciones como descargas o links hacia contenidos relacionados.

2.       Personalización

Una vez usted aprende a conocer a sus clientes, la personalización del contenido es un paso inevitable y muy acertado. Las preferencias de las audiencias son las mejores pistas para que un contenido evolucione con el fin de satisfacer las necesidades de los consumidores. El contenido inteligente sabe dirigirse a los usuarios en cualquier punto del embudo de comunicación para llevarlos al siguiente nivel, hasta llegar a la conversión.

3.       Efectividad

Los contenidos dinámicos son los más inteligentes. Tienen una capacidad de atracción tal, que sólo se puede ver reflejada en la alta tasa de efectividad (42%), representada en un bajo nivel de rebote, y mayor número de conversiones.

4.       Integración

En la era multipantalla, es esencial que los contenidos estén integrados en función de los dispositivos, y por supuesto de los usuarios. No olvidemos que el comercio electrónico toma cada vez más fuerza, y ante la inminente llegada del internet de las cosas, el contenido cumple un papel primordial para mantener la conexión entre los clientes y sus dispositivos cotidianos.

Las experiencias multidispositivo están cada vez más cerca de ser una realidad; comprar será una de las acciones que requerirá una completa integración entre los contenidos y los dispositivos, por ello, un contenido inteligente será fundamental para agregar más valor a una marca.

5.       Atiende a su audiencia

Es muy fácil encontrar contenido genérico en internet, que no nos dice nada relevante, que no parece pensado en lo que esperamos ver, en otras palabras, que no tiene en cuenta cómo se siente el usuario y se mantiene distante. Pues bien, el contenido inteligente resuelve bien este inconveniente; lo mejor es que usted puede controlar hacia dónde va, y quiénes van a recibir sus mensajes en específico.

Usted puede tener muchos tipos de audiencias, lo cual es una gran oportunidad para implementar diferentes respuestas que sean apropiadas, y tengan en cuenta los intereses de los usuarios. Una experiencia personalizada vale más que cualquier cosa para los consumidores. Implementar un contenido que genere conversación con la gente siempre será una buena decisión.

6.       Está en constante transformación

Una de las bondades más notorias del contenido inteligente es que puede ir más allá de la adaptabilidad multidispositivo. ¿Qué significa esto? Que puede atravesar múltiples canales, lo cual acarrea una transformación en su forma, pero no en su fondo, con el fin de mantener la estructura del storytelling.

7.       Tiene estructura

La coherencia es uno de los pilares del contenido inteligente, sin importar los canales o plataformas por donde transite este tipo de contenido. La solidez de su estructura es la clave que permite las actualizaciones apropiadas para los momentos y lugares correctos. Con unos títulos, subtítulos y secciones bien estructurados, se facilita el escaneo del contenido, y así mismo la automatización dará lugar al orden de los módulos de contenido.

8.       Es una experiencia

Antes que cualquier cosa, el contenido inteligente es un elemento que responde adecuadamente a lo que cada usuario quiere experimentar en un sitio web. Su lógica está encaminada en llevar a los usuarios a lo largo del embudo de comunicación efectivamente, para que los clientes sientan que la marca habla directamente con ellos.

Fuentes:

Hubspot

Ida

Blueleadz

Reciba novedades y recomendaciones para mejorar su estrategia digital